La vigilancia electrónica: vehículo de coacción de los Derechos Civiles

AutorHelga L. Carrero Echevarría
CargoEstudiante de tercer año de la Escuela de Derecho de la Universidad Interamericana de Puerto Rico.
Páginas186-209
186 Revista CLAVE Tomo 3, 2007-2008
LA VIGILANCIA ELECTRÓNICA: VEHÍCULO DE COACCIÓN DE LOS
DERECHOS CIVILES
Por: Helga L. Carrero Echevarría
206
“Think for yourself,
and let others enjoy the privilege
to do so, too”
Voltaire
“You know, one of the
hardest parts of my job is
to connect Iraq to the war on terror."207
George Bush
I. Introducción
La generación en la que nos ha tocado vivir se caracteriza por la influencia, cada
vez mayor, de la tecnología. Actividades tan simples como mantenerse en contacto con
amigos y familiares ya ha pasado de ser por la vía tradicional del correo regular, a ser en
su gran mayoría, vía correo electrónico, entre otros medios. La era de la informática ha
llegado para transformar la vida diaria de todos. Teniendo esto en cuenta, resulta
imposible negar la influencia que la tecnología tiene en el diario vivir de la sociedad. Por
lo tanto, es sumamente importante acercarse a ella, estudiarla e identificar sus ventajas y
deficiencias. Al hacer este ejercicio, nos topamos con la realidad vigente de que, aunque
la tecnología tiene múltiples usos legítimos, también está siendo utilizada para infringir
los derechos fundamentales de las personas y para adelantar el interés de ejercer un
control, muchas veces extralimitado, sobre la sociedad.
206 La autora es estudiante de tercer año de la Escuela de Derecho de la Universidad Interamericana de Puerto Rico.
207 Entrevista por Katie Couric con George Bush, Presidente de los Estados Unidos d e América. (6 de septiembre de
2006), http://www.cbsnews.com/stories/2006/09/06/eveningnews/main1979106.shtml (accedida el 28 de febrero de
2007)
187 Revista CLAVE Tomo 3, 2007-2008
Vivimos en un mundo vigilado. En la mayoría de los lugares que frecuentamos
hay cámaras de seguridad que vigilan nuestros pasos; y de no haberlas, existen un
sinnúmero de propuestas que ofrecen la vigilancia electrónica como la solución ideal para
resolver situaciones como la criminalidad. Sorprendentemente hemos llegado al tiempo
en que la ciencia ficción y la realidad han llegado a un punto convergente.
Cuide lo que habla, cuide lo que escucha, cuide lo que compra, cuide con quien se
relaciona, cuide lo que piensa… Lamentablemente, no hablamos sobre ese mundo
fantástico que nos presentaban hace unas décadas atrás las películas en el cine y que sólo
nos atrevíamos a imaginar como una realidad prácticamente imposible de vivir. Nos
referimos a las medidas de ley aprobadas en los últimos años que facultan a las agencias
de gobierno para que de manera indiscriminada y arbitraria puedan ser coaccionados los
derechos civiles de los ciudadanos privados.
208
Resulta razonable preguntarnos ¿hasta que punto estamos dispuestos a sacrificar
la libertad que la misma Constitución nos garantiza? ¿En dónde queda establecido el
límite del gobierno para garantizar la seguridad de las personas? ¿Acaso tendrá el
gobierno derecho a intervenir a la manera que mejor le parezca con los ciudadanos, toda
vez que su máxima es preservar la seguridad ciudadana?
La realidad en que vivimos nos recuerda la sociedad del panóptico planteada en
el libro Vigilar y Castigar de Michel Foucault.209 En su libro Foucault expone de manera
muy interesante como el método de vigilancia del panóptico es ideal para que las
personas vigiladas caigan en el acondicionamiento necesario para que luego, aunque no
208 Contenidas en el Patriot Act, infra.
209 Michel Foucault, Vigilar y Ca stigar, nacimiento de la prisión, Cap . III. El panoptismo. 1ª Edició n. Siglo XXI
Editores Argentina, SA., Argentina, 2002.

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba