La góndola raquítica

 

Por Andrea Martínez

amartinez@elnuevodia.com

Ese agotamiento de inventario -mejor conocido como 'out of stock', es un mal que no solo afecta a los consumidores, sino que le cuesta a la industria de supermercados en Puerto Rico cientos de millones de dólares anualmente.

El agotamiento de inventario en supermercados en la Isla se estima en un 20%, según el estudio Conéctate con el Consumidor realizado por el Professional Market Research (PMR).

Un 78% de los consumidores encuestados indicaron que ocasionalmente se encuentran con góndolas vacías.

Según el presidente de PMR, Enrique Cabrero Morell, el llamado 'out of stock' representa pérdidas para los establecimientos boricuas estimadas en unos $ 800 millones. "El consumidor se va del supermercado con el dinero que no pudo gastar", explicó Cabrero Morell.

El contenido del estudio Conéctate con el Consumidor se presentará en su totalidad durante la feria Expo Alimentos, que se celebra este fin de semana en el Centro de Convenciones en Isla Grande. El estudio se realizó entre febrero y marzo del año en curso, con 786 entrevistas a consumidores alrededor de toda la Isla.

Al explicar las razones para los agotamientos de inventario, Cabrero Morell dijo que se debe, entre otras, a problemas con la transferencia de mercancía por la condición de isla, mala planificación en las compras de los mayoristas, detallistas y distribuidores, y a que muchas veces se ignora el perfil demográfico de los clientes en la zona en que está ubicado el supermercado.

Pero Cabrero Morell comentó que la tendencia del agotamiento de inventario se ha ido reduciendo con el pasar de los años, ya que en el pasado el 'out of stock' en Puerto Rico, en promedio, alcanzaba el 20%.

"El 'out of stock' se ha ido reduciendo en los últimos 20 años", dijo Cabrero Morell.

Entre los datos más sobresalientes, Cabrero Morell mencionó que los consumidores tienen ingresos iguales o menores que el año pasado, pero están gastando más en los alimentos que adquieren.

Pero esto no quiere decir que están comprando más alimentos. Según Cabrero Morell, el dato obedece a que los productos se han encarecido. Dijo que el costo de la canasta básica de productos ha subido en un 7% a un 8%.

Mientras, un 56% de los encuestados gana lo mismo que en 2010 y un 23% aseguró ganar menos. Sin embargo, un 51% de los encuestados expresó que gasta más dinero hoy...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba