Junta resucita proyectos de energía alterna

RESUMEN

De los cinco proyectos críticos de energía que –por el momento– la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) examina por la vía expedita, cuatro fueron parte de los 63 contratos de fuentes renovables otorgados bajo la gobernación de Luis Fortuño, cuyas cláusulas fueron descritas como leoninas y desfavorables para el gobierno.

 
EXTRACTO GRATUITO

De los cinco proyectos críticos de energía que –por el momento– la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) examina por la vía expedita, cuatro fueron parte de los 63 contratos de fuentes renovables otorgados bajo la gobernación de Luis Fortuño, cuyas cláusulas fueron descritas como leoninas y desfavorables para el gobierno.

De estos cinco proyectos, dos los promueven compañías privadas que aparecen canceladas en el registro de corporaciones del Departamento de Estado.

Hasta el viernes, la JSF tenía ante su consideración nueve proyectos críticos de energía, que eran evaluados en virtud del Título V de la ley federal Promesa. Pero ese día informó que descartó cuatro, por lo que quedaron en carrera cuatro proyectos de energía solar y otro hidroeléctrico.

Esos cinco proyectos prometen, en conjunto, una inversión de $328.3 millones, procedente en su totalidad de capital privado.

El coordinador de Revitalización de la JSF, Noel Zamot, no atendió una petición de entrevista para ofrecer detalles adicionales.

Las funciones de Zamot incluyen responder los comentarios públicos que se reciban sobre los proyectos y presentar un informe final a la JSF, que tenga, a su vez, recomendaciones al gobernador Ricardo Rosselló.

Si los proyectos reciben el aval de la JSF, su desarrollo –permisos y evaluación ambiental, por ejemplo– también sería expedito.

Poco después de que Rosselló anunciara, el mes pasado, la privatización de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), Zamot dijo que la JSF había recibido unos 40 proyectos para evaluación bajo el Título V de Promesa. La mayoría de esos 40 proyectos son de energía. Sin embargo, en la página electrónica de la JSF solo hay información pública sobre siete de ellos: cinco de energía, uno de transportación y otro de vivienda.

FIRMADOS EN 2011 Y 2012

Los cuatro proyectos que datan de la administración Fortuño son de energía solar.

M Solar Generating propone instalar 260,000 placas en una finca de Vega Baja, a un costo de $110 millones, que generarían 50 megavatios. También en Vega Baja, pero a un costo de $55.6 millones, Renewable Energy Authority construiría un parque de placas solares que generaría 20 megavatios.

En Cabo Rojo, Solaner Puerto Rico ubicaría una “planta solar”, que generaría entre 25 y 50 megavatios, y costaría $80.7 millones. Y en Arecibo, a un costo de $70 millones, Blue Beetle III instalaría placas solares, con un sistema de baterías de resguardo, con capacidad...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS