Sentencia de Tribunal Apelativo de 2 de Agosto de 2016, número de resolución KLAN201600796

EmisorTribunal Apelativo
Número de resoluciónKLAN201600796
Tipo de recursoApelación
Fecha de Resolución 2 de Agosto de 2016

LEXTA20160802-006-

Estado Libre Asociado de Puerto Rico

TRIBUNAL DE APELACIONES

REGIÓN JUDICIAL DE CAROLINA Y HUMACAO

PANEL X

ELVIS ROSA RIVERA
APELANTE
v.
AIDA OQUENDO RIVERA
APELADA
KLAN201600796
Apelación Procedente del Tribunal de Primera Instancia, Sala Superior de Humacao Caso. Núm.: HSCI201400115 Por : SENTENCIA DECLARATORIA

Panel integrado por su presidenta, la Juez Gómez Córdova, la Jueza Grana Martínez y la Jueza Vicenty Nazario.

Gómez Córdova, Juez Ponente

SENTENCIA

En San Juan, Puerto Rico, a 2 de agosto de 2016.

I. Dictamen del cual se recurre

Comparece ante este Tribunal Aida Oquendo Rivera (señora Oquendo); Juan Reyes Hernández (señor Reyes), por sí y en representación de la Sociedad Legal de Gananciales (en conjunto, parte peticionaria) para solicitar la revocación de la Resolución dictada el 5 de mayo de 2016 por el Tribunal de Primera Instancia, Sala Superior de Humacao (foro primario o Instancia).1

Si bien el presente recurso fue denominado como una apelación, lo acogimos como un recurso de certiorari, toda vez que de lo que se recurre es de una denegatoria de reconsideración a una solicitud para levantar la anotación de rebeldía.

Por los fundamentos que expondremos a continuación, expedimos el auto solicitado y revocamos la Resolución antes aludida.

II.

Base jurisdiccional

Poseemos autoridad para entender en los méritos de las controversias planteadas a base de los postulados normativos dispuestos en el Art. 4.006 (a) de la Ley Núm.

201-2003, mejor conocida como la “Ley de la Judicatura del Estado Libre Asociado de Puerto Rico”, en las Reglas 13-22 de nuestro Reglamento, 4 LPRA Ap.

XXII-B, y en la Regla 52.2 (a) de Procedimiento Civil, 32 LPRA Ap. V.

III.

Trasfondo Procesal y fáctico

El 5 de febrero de 2014, Elvis Rivera Rosa; Luz Celenia Martínez Arzuaga; por sí y en representación de la Sociedad Legal de Gananciales compuesta por ambos, (parte recurrida) presentaron una demanda sobre sentencia declaratoria y acción reivindicatoria contra la parte peticionaria. La controversia objeto de la demanda gira en torno a los linderos de un terreno. De otro lado, el 14 de abril de 2014 la parte peticionaria presentó su contestación a la demanda a través del Lcdo. Pablo Lugo Lebrón. En suma, negó que la parte recurrida fuera dueña del predio de terreno cuyas colindancias estaban en disputa.

Así las cosas, el 22 de agosto de 2014 se llamó el caso para Vista Inicial y la parte peticionaria compareció sin representación legal, por lo que el foro primario le ordenó que informara cuál sería su nueva representación legal.2 Ante ello, la parte peticionaria expresó que había realizado varias gestiones para conseguir representación legal pero las mismas no tuvieron éxito. Informó que era su deseo representarse por derecho propio. Instancia apercibió la parte peticionaria sobre el procedimiento a seguir para la auto representación y por las particularidades del caso les concedió término para contratar representación legal. No obstante, a pesar de que a la fecha de la vista ya se había contestado la demanda antes aludida, el foro primario hizo constar que la parte peticionaria “no había contestado la demanda y le apercibió de las consecuencias de ello”.3

Luego, el 28 de octubre de 2014 se celebró vista de Status Conference a la cual la parte peticionaria tampoco llevó representación legal.4 Por un lado, el foro primario hizo constar que tras examinar el expediente se percató de que obraba en autos la contestación a la demanda por lo que enmendó el récord a tales efectos. De otro lado, la parte peticionaria manifestó nuevamente que interesaba comparecer por derecho propio e Instancia le ordenó que presentara Moción en donde expresara las razones por las cuales el foro primario debería permitir la representación por derecho propio conforme las disposiciones de la Regla 9.4 de Procedimiento Civil, 32 LPRA Ap. V, R. 9.4. Además, el foro primario apercibió a la parte peticionaria que de no cumplir con lo ordenado, podría conllevar una sanción económica de $200.00.5

El 9 de febrero de 2015, se celebró vista a la cual la parte peticionaria compareció sin representación legal y reiteró nuevamente su intención de comparecer por derecho propio.6

El foro primario evaluó a la parte peticionaria para determinar el conocimiento de los procedimientos que dicha parte tenía. Tras dicha evaluación el foro primario concluyó que ante la falta de conocimiento con las normas procesales, no podía comparecer por derecho propio.

Durante dicha vista, el foro primario hizo un recuento procesal del caso. Indicó que el 30 de enero de 2015 la parte recurrida presentó una moción donde expresó a Instancia que la parte peticionaria no había contestado la demanda. No obstante, ya el foro primario había determinado que en el récord constaba la contestación a la demanda. Además, se indicó que la parte peticionaria no había contestado un interrogatorio que la parte recurrida le remitió en mayo de 2015.

Durante la vista, la parte recurrida adujo que dicho interrogatorio fue cursado a la parte peticionaria cuando ésta estaba representada por el Lcdo. Pablo Lugo Lebrón. Sin embargo, el foro primario indicó que dicho abogado había sido relevado de representar la parte peticionaria.7

No obstante lo anterior, el foro primario le impuso a la parte peticionaria una sanción económica de $200.00 por entender que aún no había contestado la demanda incoada en su contra.8

Además, Instancia ordenó a la parte peticionaria a anunciar dentro de 30 días quien sería su representación legal y señaló vista para el 18 de mayo de 2015.

Advirtió que la parte peticionaria que debía comparecer con abogado y que de no cumplir con dicha orden se le anotaría la rebeldía.

Posteriormente, se celebró vista el 18 de mayo de 2015 a la que la parte peticionaria compareció otra vez sin representación legal reiterando así que deseaba comparecer por derecho propio. El foro primario apercibió a la parte peticionaria que en la vista tenía que anunciar quien sería su representación legal y que de no hacerlo se le anotaría la rebeldía. A su vez, la parte recurrida solicitó a Instancia que anotara la rebeldía contra la parte peticionaria y dictara sentencia a su favor. El foro primario ordenó a la parte recurrida presentar su solicitud de remedio para el 19 de junio de 2015 y dejó el caso sin señalamiento de vista. Instancia indicó que una vez evaluara la solicitud de remedio de la parte recurrida determinaría si era o no necesario celebrar alguna otra vista.

El 23 de noviembre de 2015, se llevó a cabo la celebración de otra vista a la cual la parte peticionaria compareció nuevamente sin representación legal por lo que el foro primario hizo referencia a la vista del 18 de mayo de 2015 donde determinó que la parte peticionaria no podía comparecer por derecho propio. La parte peticionaria manifestó ante Instancia que había sido discriminado tanto en Pro Bono, Inc., como en la Corporación de Servicios Legales y que en ambas entidades le había negado los servicios legales. De igual manera, la parte peticionaria indicó que no contaba con los recursos económicos para contratar una representación legal. No obstante, el señor Reyes manifestó que contrataría un abogado. Ante dicho escenario, Instancia concedió 30 días para que la parte peticionaria contratara y anunciara su representación legal. Nuevamente, el foro primario apercibió a la parte peticionaria que de no cumplir con lo ordenado se le anotaría la rebeldía. Luego, el 21 de enero de 2016 se llevó a cabo la vista de Estado de los Procedimientos en donde el foro primario declaró ha lugar la solicitud del Lic. Margaro Rivera Guzmán (Lic. Rivera) para asumir la representación legal de la parte peticionaria.

El 7 de marzo de 2016, se celebró vista sobre Status Conference a la que compareció el Lic. Rivera en representación de la parte peticionaria y solicitó al foro primario que concediera término para contestar el interrogatorio sometido anteriormente. La parte recurrida se opuso a la solicitud del Lic.

Rivera. En respuesta, Instancia resolvió que la parte peticionaria había actuado de manera temeraria al no haber contratado representación legal hasta esta etapa de los procedimientos y que no procedía la solicitud de prórroga para contestar los interrogatorios. Por consiguiente, el foro primario anotó la rebeldía en corte abierta contra la parte peticionaria y concedió 10 días perentorios para que la parte peticionaria pagara la sanción económica que antes le había impuesto.9

Dicha Minuta fue notificada el 10 de marzo de 2016.

No conforme con la acción de Instancia, el 23 de marzo de 2016 la parte peticionaria presentó una moción informativa y solicitud de reconsideración...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba