Marina Costa Azul V. Comisión, 2007 J.T.S. 83

Autor:Dra. Ruth E. Ortega Vélez
Páginas:13-15
 
EXTRACTO GRATUITO

Page 13

Subastas del Gobierno.

Hechos: En respuesta a una invitación cursada por la Policía de Puerto Rico, Marina Costa Azul y Marine World Distributors, Inc. comparecieron como únicos licitadores a una subasta para la adquisición de embarcaciones de patrullaje a ser usadas por la Comisión de Seguridad y Protección Pública de la Policía de Puerto Rico.

El 24 de octubre de 2005, Marina cursó a la Junta de Subastas de la Policía de Puerto Rico un escrito en el cual solicitó la descalificación de la oferta presentada por Marine World. Fundamentó su petición en que la lancha ofrecida por su competidor no cumplía con los pliegos de la subasta y en que Marine World estaba impedida de licitar en la subasta debido a que su principal accionista, Ángel Ramallo estaba acusado en el foro federal por delitos comprendidos en la Ley Núm. 458-2000, la cual establece una prohibición de adjudicar subastas o contratos a personas que hayan sido convictas de determinados delitos constitutivos de fraude, malversación o apropiación ilegal de fondos públicos. La Junta de Subastas denegó la petición de Marina y, el 8 de noviembre de 2005, adjudicó la subasta en cuestión a favor de Marine World.

Marina presentó una petición de revisión de adjudicación de subasta ante la Junta de Reconsideración de la Administración de Servicios Generales. Adujo que la lancha ofertada por Marine World no cumplía con las especificaciones y requisitos de la subasta; que no obraba en el expediente administrativo evidencia sustancial que sustentara la determinación de la Junta de Subastas; que la Junta de Subastas mostraba favoritismo hacia Marine World; y que Ramallo, accionista y miembro de la Junta de Directores de Marine World, había sido acusado en el Tribunal Federal para el Distrito de Puerto Rico por delitos comprendidos en la Ley Núm. 458. La Junta de Reconsideración no atendió la petición de Marina dentro del término dispuesto por ley, por lo que se entendió que la misma fue rechazada de plano.

Marina presentó un recurso de revisión de la decisión administrativa ante el T.A. Dicho foro denegó la expedición del recurso de revisión administrativa, y confirmó así la adjudicación de la subasta.

Controversia: Al Tribunal le toca interpretar y aplicar por primera vez la Ley Núm. 458-2000, la cual prohíbe adjudicar subastas o contratos con el gobierno a personas que hayan sido convictas de determinados delitos.

Decisión del Tribunal Supremo:...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA