Martínez V. Colón Franco, 1989, 125 D.P.R. 15

AutorDra. Ruth E. Ortega-Vélez
Páginas217-221

Page 217

Donación.

Hechos: El 25 de marzo de 1980, el Wilfredo Colón y Franco y su esposa, Nivea Concepción, comparecieron, en calidad de compradores de un inmueble ante el notario Libertario Pérez Rodríguez, para otorgar conjuntamente con Luz María Martínez, quien compareció como vendedora, una escritura de compraventa y constitución de hipoteca sobre el inmueble antes mencionado y que aparecía inscrito en el Registro de la Propiedad. En la escritura se hizo constar que el precio de venta sería $126,000.00, precio aplazado a ser garantizado con la expedición de siete pagarés al portador de $18,000.00 cada

Page 218

uno, garantizados a su vez con hipoteca sobre la propiedad. Hasta ahí el negocio jurídico aparente.

Hacía algún tiempo que la Sra. Martínez estaba en conversaciones con la Sra. Juanita Franco, madre del Sr. Colón Franco, para la compra de la antes mencionada propiedad. La cabida real del inmueble era de 3,669.3896 metros cuadrados, alrededor de dos terceras partes más de lo que constaba inscrito en el Registro de la Propiedad. En marzo de 1980, la demandante y doña Juanita acordaron realizar la transacción por la suma de $226,000. Según el acuerdo, comparecerían como compradores los esposos Wilfredo Colón y Nivea Concepción y la escritura de compraventa no reflejaría la cantidad de $100,000 que doña Juanita le entregaría a la compradora al firmarse la escritura.

Como la mayor parte del predio no constaba inscrito, se estipularon las cláusulas novena y décima de la escritura de compraventa que señalaban que la vendedora se compromete a realizar los trámites necesarios para hacer inscribible el exceso de cabida que se menciona. El 16 de septiembre de 1980, se presentó la escritura para su inscripción en el Registro de la Propiedad. Mientras tanto, un colindante de la propiedad había invadido parte del terreno levantando allí una edificación de madera sobre piso de cemento. La vendedora contrató los servicios del Lcdo. Libertario Pérez para obtener el desalojo de la propiedad. El 24 de octubre de 1980, cinco meses de haberse suscrito la escritura de compraventa y constitución de hipoteca, se presentó ante el Tribunal Superior el caso civil sobre injunction posesorio, procedimiento que se extendió durante dos años y cuatro meses hasta que recayó sentencia ordenando al poseedor ilegal a desalojar la propiedad.

La compradora Juanita Franco retuvo el pago de los intereses correspondientes al período de tiempo mientras pendió el pleito. Terminado este, la vendedora nunca realizó los trámites pactados para hacer inscribible el exceso de cabida, a pesar de los requerimientos que a esos efectos le hiciera la compradora. En junio de 1983, la vendedora presentó una demanda sobre ejecución de hipoteca contra Wilfredo Colón Franco y...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba