Amenazadas las comunidades por la gentrificación

Desde 2003, Héctor "Tito" Matos Otero, de 50 años, vive en la calle Loíza, en Santurce. A lo largo del tiempo, ha presenciado la transformación de la zona que ha tomado auge por el rápido surgimiento de nuevos restaurantes, barras y clubes nocturnos."La calle Loíza, históricamente, siempre fue un eje económico, siempre fue un área que tenía negocios. Pero había un balance entre los negocios de comida y el zapatero, el dentista, las ferreterías, las pequeñas farmacias", destacó.Además del nacimiento de nuevos comercios, ha observado el aumento en apartamentos para alquiler a corto plazo, específicamente los Airbnb, y el incremento en la renta de algunos vecinos."Cuando te suben la renta de cantazo, es imposible mantener una casa con una familia. Muchos de mis amigos se han tenido que ir", lamentó.La calle Loíza, al igual que otras zonas en San Juan, figura como un ejemplo del proceso de gentrificación, y, en la isla, la ciudad capital ha sido el municipio más afectado por el fenómeno, según expertos.La planificadora Norma Peña explicó que el término gentrificación, una adaptación al español de la palabra en inglés "gentrification", alude a un proceso de desplazamiento que afecta a la población original en el área céntrica de una ciudad."De donde viene el concepto es en la ciudad, usualmente en el centro, porque tiene más amenidades. Hay mejor infraestructura, mayor densidad y funcionalidad, que tiene un valor en el mercado", afirmó Peña, directora interina de la Escuela de Planificación de la Universidad de Puerto Rico.Según la planificadora, en las zonas de Río Piedras, Santurce y el Caño Martín Peña han ocurrido procesos de gentrificación.Peña indicó que el fenómeno socioeconómico y político conlleva, primeramente, el éxodo de la población en la ciudad al suburbio, o a urbanizaciones.Explicó que el vaciamiento de la zona se produce, en parte, por la dejadez del gobierno en gestiones de mantenimiento en el área, por lo que el centro de la ciudad comienza a perder valor socioeconómico."El gobierno deja de invertir dentro de la ciudad. Deja de mantener las aceras, deja de invertir en los hospitales, todo lo que le da valor a la ciudad. La gente se va y se vacía la ciudad", manifestó.No obstante, algunos individuos no logran salir del área durante el éxodo, principalmente por escasez económica. "El que se quedó atrapado en ese centro de la ciudad, que una vez fue muy vibrante, no pudo mudarse por las condiciones que sea y permanece allí 10, 20 años", sostuvo.El desplazamiento de la población original ocurre cuando personas se mudan del suburbio al centro de la ciudad nuevamente...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba